Recursos educativos economía y web

crisis

Europesadilla de Aleix Saló

Visitas :4332

Como ya es habitual Alex Saló hace un peculiar análisis de la situación económica… Interesante, sobre todo para primero de bachillerato. Esto puede dar pié a interesantes preguntas para un ejercicio en clase.

1-¿Qué es lo que distingue derechas de izquierdas económicamente?

2-¿Qué partidos se encuentran en cada extremo?

3-¿Qué política económica te parece más adecuada?

4-¿Qué te parece la opinión de Alex?¿Quiénes dice que son los culpables?¿Qué soluciones puede haber (imaginación al poder)?

 

No a los mercados financieros

Visitas :3104

VICENÇ NAVARRO

El debate existente en la Eurozona sobre cómo responder a los mercados financieros se limita a dos alternativas, y las dos aceptan que sean los mercados financieros los que determinen el valor de la deuda soberana. Las dos asumen que el problema que los estados tienen para conseguir dinero se debe a la dificultad que experimentan en vender sus bonos a estos mercados, los cuales exigen intereses cada vez más elevados que pueden llegar a ser insostenibles.
Ante esta situación, la alternativa liderada por la canciller Angela Merkel y el presidente Nicolas Sarkozy considera que tales mercados financieros debieran actuar como auténticos mercados, es decir, que aceptaran la existencia de riesgos. Los bancos y hedge funds que compran deuda pública deberían absorber los costes que puedan derivarse de la imposibilidad de que los estados puedan pagar los intereses y entren en bancarrota. Si un inversor se arriesga, tiene que aceptar que las pérdidas son parte de la lógica del mercado, una lógica impecable y, además, popular. La gran mayoría de la población considera justo que, si hay pérdidas, los bancos acepten absorber parte de estas pérdidas.

La otra alternativa, defendida por el presidente Zapatero en España y el primer ministro Papandreu en Grecia, está en contra, pues indica que si los bancos ven un riesgo de perder dinero en su compra de bonos van a exigir unos intereses incluso más altos de los que están exigiendo a fin de compensar el riesgo al que la primera alternativa les somete. Ambos mandatarios temen que vayan a tener que pagar intereses a los bancos incluso más elevados que hasta ahora, haciendo la venta de su deuda incluso más costosa. Su postura, pues, es también lógica.
El problema con ambas alternativas es que las dos excluyen la solución que históricamente ha sido más exitosa y que consiste en dar mayor protagonismo al Estado y a las instituciones públicas a nivel de la Unión Europea. En lugar de que sean los mercados financieros los mayores compradores (y especuladores) de la deuda soberana, deberían ser las propias autoridades públicas las que la compren. Un banco central digno de su nombre, lo que debe hacer, además de controlar la inflación de su país, es facilitar el crecimiento económico, sobre todo en momentos de recesión, como el actual. Esto lo hace, entre otras medidas, a base de crear dinero. Un banco central tiene una imprenta donde se imprime dinero; puede imprimir tanto como quiera y, con ello, comprar al Estado la deuda pública al interés que defina, revirtiendo los intereses al propio Estado. Esto es lo que hace la Federal Reserve Board (FRB, el Banco Central Estadounidense). El FRB acaba de imprimir 600.000 millones de dólares para comprar deuda pública y permitir mayor gasto público, y así estimular la economía estadounidense.

Es cierto que hay riesgos de que un banco central imprima demasiado dinero. Uno es que al haber tanto dinero el precio de la moneda baje y se devalúe. Pero esto, más que un problema, ahora sería una ventaja, pues no le iría mal a EEUU o a la Eurozona que el valor del dólar o del euro descendiera, pues con ello podrían facilitar las exportaciones de sus productos. El otro riesgo de imprimir mucho dinero es que al existir tanta moneda en el mercado aumente la inflación. Pero, en este momento, el problema existente en EEUU y en la Unión Europea es precisamente el opuesto, es decir, el de la deflación.

La pregunta que se hará el lector es: ¿por qué no hace lo mismo el Banco Central Europeo (BCE)? La causa es que la banca alemana tiene mucho poder y, como condición de permitir que el marco fuera substituido por el euro, puso una serie de condiciones. Una de ellas es que el BCE tendría como objetivo primordial controlar la inflación. De ahí que no fuera muy favorable a tener un elevado crecimiento económico que pudiera generar inflación. La inflación es siempre el enemigo número uno de los bancos, pues el valor del dinero desciende si la inflación aumenta. Ello explica que la banca alemana pusiera como condición el requisito de que a los países de la Eurozona no se les permitiera tener un déficit del Estado mayor que el 3% del PIB. Esto ralentizó el crecimiento económico. A partir de entonces, la tasa de crecimiento económico de la UE ha sido menor que la de EEUU, que no tiene tal requisito. En realidad, EEUU no hubiera sido aceptado en la UE porque el promedio de su déficit históricamente ha sido mayor que el 3% del PIB.

Y otra condición que puso la banca alemana es que el BCE no pudiera comprar deuda pública a los estados. Sometía así a los estados a una austeridad continua en la que ninguno de ellos podía imprimir moneda ni tener asegurada una venta de su deuda a su banco central, ni siquiera a unos intereses fijos. Lo tenía que conseguir en el mercado, y ahí está la raíz del problema. Los estados se tenían que someter a la disciplina de los mercados en lugar de, como debiera haber sido, que fueran los mercados los que estuvieran sometidos a la disciplina de las autoridades públicas. Por un momento pareció que algo iba a cambiar al entrar la Eurozona en profunda crisis a partir de 2007. Y el BCE comenzó incluso a comprar deuda pública de Grecia (nunca ha comprado deuda española), pero la banca alemana protestó, por lo que ahora lo hace con cuentagotas. No ha asumido un rol como el de la FRB. Y ahí está el problema.
El dinero que utiliza el BCE es público. Este dinero se utiliza para ayudar a los bancos, prestando además dinero a los estados para que puedan pagar sus deudas a los bancos. Si en lugar de ello este dinero se hubiera utilizado en garantizar el crédito a través del establecimiento de bancas públicas, exigiendo además que el BCE comprara deuda de los estados, la Eurozona no tendría el problema que tiene.

Vicenç Navarro es catedrático de Políticas Públicas de la Universidad Pompeu Fabra y profesor de Public Policy en The Johns Hopkins University.

Explicación a la crisis económica

Visitas :4114

Una de las mejores y más brillantes explicaciones de la crisis económica. Resumir y comentar, con el vocabulario económico. Jaime

España ha sido atacada el día de ayer. Fue un ataque dirigido y orquestado probablemente por grandes inversores anglosajones. Su arma principal; los medios de comunicación. Sus objetivos:

  1. Atacar la línea de flotación de la economía española.
  2. Conseguir que el euro baje su cotización con respecto al dólar.
  3. Ganar cantidades ingentes de dinero.

En este post analizaremos como se produjo este ataque. Quizá en un próximo post veremos quién está detrás de los ataques especulativos al euro.

Rumores que desestabilizan una economía

Los grandes inversores estadounidenses e ingleses sembraron ayer dos rumores que sus medios afines se encargaron de difundir. Son estos:

  1. Que España tenía intención de pedir entre 200.000 y 280.000 millones de euros al Fondo Monetario Internacional (FMI). Esto demostraría que la situación económica es realmente preocupante. Recordemos que a Grecia le van a prestar 110.000 millones. — ES FALSO
  2. Que Fitch (una de las tres agencias de calificación más importantes) estaba considerando rebajar la calificación crediticia de España. Actualmente tiene concedida la calificación AAA la más alta. — ES FALSO

Los dos rumores fueron contundentemente desmentidos, sin embargo, toda la prensa económica anglosajona los llevó a portada. Una vez más vemos el deplorable papel de los grandes medios de comunicación como herramientas sometidas al poder de los grandes intereses económicos.

A pesar de la falsedad de las noticias la Bolsa española bajo el 5,41% (el mínimo del año)

Nota: ¿Cómo puede ser que medios del prestigio del Financial Times y el New York Times se hagan eco de falsedades de este calibre?, ¿cómo puede ser que publiquen noticias tan importantes sin comprobar la veracidad de la información?, ¿Cómo puede ser que este engaño no produzca ningún tipo de consecuencias para quién lo crea y quién los difunde?

Parece obvio que hay grandes intereses ocultos tras estas preguntas.

LAS AGENCIAS DE CALIFICACIÓN DE RIESGO

Vayamos por partes, en primer lugar expliquemos mas detalladamente que son las agencias de calificación crediticia.

Las agencias de calificación de riesgo son empresas que se dedican a evaluar las finanzas de gobiernos y empresas y a calificar la seguridad ofrecida por estos a la hora de pagar sus deudas, es decir valoran el riesgo de que un país o una empresa pague o no lo que debe. Estas son las calificaciones que dan las tres agencias más importantes del mundo (curiosamente las tres neoyorquinas):

Calificaciones de las agencias de rating

Fuente del cuadro y más información

Si un país está calificado como AAA quiere decir que, seguramente, pagará sus deudas sin problemas. Hace unos días la agencia Standard & Poors (S&P) bajo la calificación de España de AAA a AA lo que provocó desconfianza en los mercados y una caída importante de la Bolsa española.

Veamos las calificaciones de los países de la eurozona.

¿Son de fiar estas agencias?

Respuesta 1: No, cometen errores importantes. Standard & Poors daba la nota más alta a Lehman Brothers (en aquel momento el cuarto banco de inversión de Estados Unidos) dos días antes de que este quebrara. Tampoco fueron capaces de prevenir la crisis actual.

Repuesta 2; Sí, el Mercado de valores se guía decisivamente por las calificaciones de estas grandes agencias de rating. es decir, sus calificaciones dirigen el devenir del Mercado y son seguidas como auténticos oráculos a pesar de los errores,

Ambas son correctas.

LAS ESTRATEGIAS DE ATAQUE ESPECULATIVO

Los grandes inversores se enriquecen siguiendo dos tipos de estrategias, ambas encaminadas a bajar la cotización del euro:

  1. Operación en corto (Short selling)
  2. CDS (Credit default Swap)

1) El ataque especulativo al Euro (Operación en corto)

En las operaciones de venta en corto se gana dinero con el descenso del precio de la acción. Los inversores piden prestadas una cantidad de acciones a una empresa y las venden. Luego “esperan” a que las acciones bajen de precio (veremos que no esperan a que bajen sino que actúan sobre el mercado para provocar su bajada). En ese momento las compran más baratas con lo cual ya pueden devolverle las acciones a la empresa y obtener beneficio.

Veámoslo con un ejemplo un poco estúpido pero bastante clarificador:

Imaginemos que Pedro tiene un fantástico álbum con todos los jugadores de la Liga española de fútbol. Tiene por tanto, el cromo de Cristiano Ronaldo. El precio de ese cromo a día de hoy con Cristiano en perfectas condiciones y  en el Real Madrid es de 100 euros. Yo le pido el cromo a Pedro y le prometo que se lo devuelvo en 15 días. Al día siguiente se lo vendo a Antonio por esos 100 euros. Inmediatamente después hago que la prensa deportiva publique un artículo asegurando que Cristiano se va para el Inter y además que tiene una rotura de menisco en la rodilla derecha que le impedirá jugar el Mundial. No importa si es cierto o no, la consecuencia es, que ese cromo con Cristiano fuera de esta liga y lesionado,  ya no vale 100 euros para Antonio. El cromo pasa a valer pongamos 40 euros. En ese momento se lo compro a Antonio por esos 40 euros con lo que ya se lo puedo devolver a Pedro y embolsar 60 eurotes en mi hucha.

Sencillo a que sí. En esto consistió el ataque al euro.

Lo que buscan es devaluar el precio del euro para comprarlo lo más barato posible y así obtener grandes beneficios.

2) Los ataques a Grecia y a España (CDS)

Un CDS es una operación financiera de cobertura de riesgos que funciona como un seguro frente a impago de las obligaciones de determinado emisor. Veamos los pasos:

  1. España gasta más dinero del que tiene actualmente en pagar las prestaciones del paro, los funcionarios, las ayudas, etc.
  2. Para hacer frente a los pagos, España pide préstamos.
  3. Los que le prestan el dinero quieren asegurarse el cobro así que firman un contrato (CDS) con una aseguradora. En el caso de que España no pueda pagar la deuda la aseguradora se hará cargo del pago.
  4. Estos contratos se compran y se venden. Si el país tiene buena reputación y su economía va bien, los CDS son baratos. Si la situación económica del país empeora los CDS se encarecen porque la probabilidad de que la seguradora tenga que pagar aumenta.
  5. Los grandes especuladores ingleses y americanos compran estos CDS baratos. Posteriormente y con ayuda de la prensa económica a su servicio perjudican la reputación del país. De esta forma los CDS que poseen aumentan de precio.
  6. Finalmente los venden obteniendo grandes beneficios.

La situación económica real de España hoy no es muy distinta de lo que lo era hace una semana. Sin embargo, la Bolsa cae y los CDS aumentan de precio al considerar que España es menos solvente que hace una semana.

El resultado final es que los grandes especuladores se enriquecen de forma extraordinaria.

¿Porqué atacan a Grecia y a España?

Porque son los eslabones más débiles de la Unión Europea, junto con Irlanda y Portugal. Son los denominados PIGS (cerdos). Sus economías presentan importantes problemas de déficit y balanza de pagos lo que los hace más susceptibles a los ataques. Actualmente se elige a España porque la importancia de su peso específico en la economía de la UE es grande y, por tanto, la repercusión en el euro será mayor.

Viñeta del diario inglés Sun

ESTOS ATAQUES SON LEGALES

Sí, increíblemente así es. En los años 80, el presidente Reagan y Margaret Thatcher llevaron a cabo una política económica de libre mercado capitalista cuyo principal pilar era la desregulación de los Mercados. Desde entonces ningún presidente impulsó leyes para regular los mercados. Esto nos lleva a una situación en la que no existen leyes que impidan este tipo de operaciones especulativas. De todas formas el CNI lo está investigando.

LA DEMOCRACIA EN PELIGRO

Los especuladores que dirigen estos ataques viven en las sombras de Wall Street. Nunca participaron en unas elecciones democráticas ni formaron parte de ningún gobierno, sin embargo, influyen decisivamente en las políticas de los estados, sobre todo, en tiempos de crisis. Los ataques que llevan a cabo obligan a los gobiernos más débiles a tomar decisiones que no tomarían en circunstancias normales. Estas políticas tienden casi siempre hacia el liberalismo más salvaje, el medio en el que viven y se desarrollan estos especuladores.

De todas formas los grandes especuladores no son figuras siniestras que encarnan todo el mal del capitalismo salvaje. Ellos “engrasan” el sistema financiero mejorando el intercambio de capitales y favoreciendo el hecho de que un banco te preste 150.000 euros para tu hipoteca.

En un próximo post profundizaremos en la figura de uno de los grandes especuladores de Wall Street, George Soros.

Fuentes y más información:

Rumores que hacen temblar un país

El rumor como arma de destrucción bursátil

Cómo funciona un ataque especulativo

RNE: Economía para idiotas: La especulación económica. Audio de 17 minutos (Interesante)